dimecres, 8 de gener de 2014

EMPLEO: MILAGRO O EXCREMENTOS DEL DIABLO

Puestos a ser los mejores propagandistas del imaginario de la recuperación del empleo,  los cargos del Ministerio de Empleo y Seguridad han anunciado  casi un milagro: el mejor dato de afiliación de seguridad social del mes de diciembre. "Desde que existe la serie histórica",  se han atrevido a decir. La afiliación media de diciembre en relación al mes anterior ha subido en  64.097 afiliados netos más. Veamos si con los datos en la mano podemos descifrar las dimensiones y el origen del milagro.

De momento, lo que dicen los datos anuales es que la afiliación media de 2013 ha caído en 553.695 afiliados en relación a la media de 2012. Con una caída aún mayor entre los asalariados de 560.070, un 4% menos que en 2012. En este sentido, no parece que se pueda decir que los datos del 2013 son buenos para el empleo.

Es cierto que durante el año 2013 no han empeorado mucho, lo cual no significa que hayan mejorado. El  2013 comenzó con una afiliación media en enero de 16.179.438, para llegar en julio a 16.426.756 y volver a descender después de vacaciones, con la excepción del rebote de diciembre, que ha situado la afiliación media en el último mes de 2013 en 16.357.640.

Por lo que parece, se mantienen las tendencias de fondo ya conocidas de nuestro mercado de trabajo. No existe recuperación del empleo y además éste continúa comportándose ciclotímicamente, con subidas en verano y fin de año, que después se convierten en nuevas bajadas. Especialmente en el empleo asalariado.

Si tenemos que hacer caso a los altos cargos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, el milagro se ha producido en el último trimestre del año. La afiliación media de septiembre de 2013 estaba en 16.305.445; en octubre se pasó a  16.360.37, para bajar de nuevo en noviembre hasta 16.293.543 (66.829 menos) y rebotar en diciembre hasta una media de afiliados de 16.357.670. Unos 52.000 afiliados más en un trimestre, todos imputables a diciembre 2013. ¿Qué ha podido suceder?

De los datos se desprende que del incremento de 64.097 de afiliados netos de diciembre, 53.880 corresponden al Régimen Agrario, al parecer en una buena parte vinculados a campañas de recogida de la aceituna. Un dato también coyuntural, porque el Régimen Agrario pierde en 2013 unos 27.246  afiliados. El resto de colectivos no tiene mejora significativa en la afiliación, ni siquiera por Navidad.

Esta es, pues, la dimensión y el origen del milagro del que tanta ostentación hace el Gobierno. Pero lo que ni el Secretario de Estado de Seguridad Social, ni la Ministra, ni el Gobierno saben contestar –mejor, no quieren, porque no les interesa– es la razón por la cual este milagro no da frutos. O sea: cómo es que, con una recuperación de la afiliación según dicen, continúan cayendo en picado los ingresos por cotización.

Las razones parecen obvias. Primero, no existe la mejora del empleo que pregonan. En términos de media, los afiliados durante el 2013 se han reducido en  más de 553.000 respecto a 2012. Segundo, la calidad de las cotizaciones ha caído en picado, porque se ha destruido en términos netos empleo a tiempo completo y se ha sustituido por empleo a tiempo parcial. Estadísticamente, todo cuenta como afiliado, pero económicamente los ingresos no son los mismos. Además, ha caído también la media de cotización, como consecuencia de la política de devaluación salarial y del efecto sustitución de trabajadores con derechos por trabajadores precarios. Políticas ambas impulsadas por el Gobierno con la Reforma Laboral PP-CiU.

Esta es un tendencia que se mantendrá y que aumentará durante 2014. Mi previsión es que tendremos un aumento neto en el número de afiliados a la Seguridad Social. Que el empleo, medido en términos de empleo equivalente a tiempo completo, se mantendrá estancando. En las previsiones del propio Gobierno en el cuadro macroeconómico que acompaña a los PGE 2014 se prevé una reducción del empleo equivalente a jornada completa de un 0,2%.  Y que continuarán cayendo los ingresos por cotización.

O sea, que el milagro es diabólico, y más parece ser una expresión de los  excrementos del diablo, término acuñado por el economista venezolano Juan Pablo Pérez Alfonzo, hace casi un siglo. Él vaticinó que el petróleo no sería oro negro, sino excrementos del diablo para Venezuela. Nuestros excrementos del diablo son la precariedad laboral como estrategia competitiva.

1 comentari:

Gonzalo Elices ha dit...

Hola, Joan,

Añadiría a tu interesante artículo que, posiblemente, uno de los motivos por los cuales la Disposición Final Tercera del Real Decreto-Ley 16/2013 de 20 de diciembre, modifica el artículo 109 de la LGSS
en cuanto a los conceptos computables en la base de cotización al Régimen General de la Seguridad Social se debe a tratar de compensar la caída en las cotizaciones a la Seguridad Social. Esto es, incorporo nuevos conceptos computables en la base de cotización al RGSS. Posiblemente también con ese fin la Disposición Adicional Segunda del citado Real Decreto ley modifica la cuantía de la base mínima de cotización para determinados trabajadores autónomos.

En relación a lo expresado, adjunto el enlace al boletín de noticias RED donde se tratan dichas cuestiones

http://www.seg-social.es/prdi00/groups/public/documents/binario/178628.pdf

Por último, aporto, por considerar que tiene relación con el artículo que comento, la opinión de Mikel Urruti sobre la medida “parados desplazados sin asistencia sanitaria”:

“De todas formas, es posible vislumbrar un objetivo más sibilino y oculto en esta modificación. Tal vez, no se persigue solo la disminución del gasto sanitario, sino además otra cosa. La pérdida de la prestación sanitaria va condicionada a la residencia. Ahora bien, este es un concepto legal no fáctico, si uno se traslada al extranjero y no genera una modificación de sus situación legal de residencia, no existirían cambios al respecto. ¿Qué se consigue así? Disminución de la población en busca de empleo, sin aumento de inmigrantes hacia el extranjero, simplemente desaparecen de listas. Es una soterrada presión al desplazamiento sin ruido, a que desaparezcan los parados sin cambios oficiales de residencia”.

http://lanzuzenbidea.blogspot.com.es/2014/01/136-parados-desplazados-sin-asistencia.html


Saludos,

Gon

Publica un comentari a l'entrada